MTB








Montañas, aventura, diversión, sacrificio, amistad.

No dejes que tu vida se llene de años, haz que los años se llenen de vida.



jueves, 13 de noviembre de 2014

Recorrido de la Volta als Turons, casi casi ....

Hola bicicleter@s, ya estoy otra vez por aquí. Este último fin de semana, se dividió en dos partes, el sábado un día duro y potente con mi hermano Javi y el domingo más de relax con Jesús.



El sábado salí con mi hermano con la intención de realizar el recorrido completo de la Volta als Turons, que se realiza en St Just Desvern. A las 8 habíamos quedado y entre pitos y flautas salimos a las 08:15h. Empezamos el recorrido pasando por St Joan Despí, y una vez ya en St Just, comenzamos el recorrido al pasar junto al campo de fútbol. Bajamos a la riera y continuamos entre campos de olivos en una pista en continua subida, realmente desde que salimos de Cornellà no hemos dejado de subir.





Impresionante, yo delante de mi hermano, jejeje
llegamos a un desvío donde hay una cadena y nos metemos por esta pista.
Seguimos subiendo y a cada pedalada que damos el recorrido se va endureciendo. Subimos por la pista E-013 hasta enlazar con la E-015, es un tramo bastante duro, al enlazar con la E-015 se suaviza un poco hasta que comenzamos a bajar, menuda bajada, muy divertida y larga que nos lleva a la riera de la Salut. Justo en el cruce en el que puedes girar para St Feliu, subir a la carretera de la Samson y cementera o girar para adentrarnos en Collserola.
Justo antes de comenzar la bajada vemos que hay carteles avisando de una batida de jabalíes, malo seguro que nos fastidian.










Nosotros subimos a la cementera, es un tramo de solo 300 metros, pero son la leche, que duros. Menuda subida. Y continuamos por el camino F-01,  de Can Canaris buscando el Castell ciuró. Es un tramo realmente rompe piernas con subidas duras y bajadas espectaculares pasando entre zonas boscosas que son una pasada. Realmente Collserola cada vez me gusta más.







Pasamos por el Castell Ciuró y giramos a la derecha, pasamos junto a una pequeña hípica y seguimos subiendo, empiezo a notar algún pinchazo en la rodilla, pero se puede aguantar bien. cunado nos faltan unos 100 metros para acabar esta subida, noto que la bici hace cosas raras, y después de más de un año, pinchazo. La rueda delantera, la trasera que llevo es tubeles y de momento perfecta. Pues nada acabo la subida andando y al llegar arriba en un cruce paramos a cambiar la cámara.




El Castell Ciuró al fondo



Javi en plena faena


Después de estar más de media hora en cambiar la cámara, si más de media hora, es lo que tiene el llevar una llanta tubeles con una cubierta con cámara, no había manera de sacar la cubierta, pero con paciencia y poco a poco, lo conseguimos. Ya aprovechamos para comer un plátano y no tener que parar más. Seguimos el recorrido buscando Santa Creu d'olorda, y vimos que al salir de este cruce el camino se dividía en dos, normalmente cogemos el que va de bajada, pero esta vez nos desviamos del recorrido original y cogimos el de subida que no lo conocíamos, según indicaba íbamos a dar al mismo sitio.


Pinchazo arreglado
Comenzamos a subir, y que subida, dura, dura. Larga tendida y con un muy buen desnivel, la verdad es que no me esperaba que fuese tan dura y larga. 
Fuimos a dar a una explanada junto al restaurante Masía Can Ribes, que por cierto tiene muy buena pinta. Al llegar arriba tuve que parar un rato por culpa de la rodilla a descansar un poco, el dolor se iba intensificando. Mi hermano como siempre abriendo el camino. Seguimos el viaje por la pista E-02, ahora un poco de bajada muy suave entre arboledas, muy bonito el paisaje.


Restaurante Masía Can Ribes


 
Pasamos por otro restaurante, pero no pude ver como se llamaba. Llegamos a un cruce, que es donde hubiésemos ido a parar por el recorrido original y de ahí asta la zona de descanso de Sta Creu d'olorda nos ponemos en un momento.



Salimos del área de descanso y bajamos por la carretera de la Samson hasta llegar a la cementera, nos metemos por la entrada que hay al Parc de Collserola bajando a la izquierda por la pista E-05.



Este tramo empieza bastante suave, pero poco a poco se va endureciendo sobre todo los últimos 300 ó 400 metros con desniveles sobre un 18 o 20%.





En este tramo no hay descanso, al acabar la dura subida comenzamos a bajar por una pista rápida, divertida y resbaladiza hasta enlazar con el inicio de La Socarrada. La Socarrada, ya no me acordaba de lo dura que es esta subida, es una pasada, tiene tramos muy duros, y sobre todo, que larga que es. No se acaba nunca y eso que no la hacemos entera ya que nos desviamos y comenzamos abajar, (creo que por la E-017), esta parte del recorrido no la conocía, ahora ya en dirección a la Salut y la penya del Moro,  buscando la subida más dura del recorrido, pero .... sorpresa, no podemos subir, esta cortado por la batida de jabalíes, así que subimos por la pista que nos sale a la derecha, creo que por la E-06 no estoy seguro, llevo ya un lío con tanta pista que no se por donde ando. Esta pista es más suave, se sube muy bien, (menos mal, porque llevo las rodillas fatal)  vamos a dar a la E-05 y volvemos a la carretera de la Samson.










Bajamos hasta la riera de la Salut, llegamos a St Feliu y volvemos por carretera, ya que casi no puedo dar pedales, hacía tiempo que no me dolían tanto. Esto no puede seguir así, menos mal que la semana que viene ya me hacen una resonancia (por fin, después de varios meses de espera) y en "enero" tengo visita con el cirujano, a ver que me cuenta. pero ya vele de penas, Por fin llegamos a Cornellà, una pequeña parada para tomar una cervecita y comentar la salida. A mi me ha gustado mucho, lastima no poder haber echo entera la ruta, pero también me ha ido bien, ya que el último tramo era muy muy duro y no se si lo podría haber acabado. Hoy nos han salido 35 km con un desnivel acumulado según mi cuenta km de 940 metros y según el GPS de mi hermano de 843 metros, así que ni para mi ni para él, lo dejamos en 900 justos.  Mañana no se si saldré, a ver como van las rodillas.

Aquí tenéis el recorrido:



Llegó el domingo, había quedado con Jesús y quería salir a ver como estaban las rodillas,, mi hermano hoy no nos acompañaba. Nada más salir por el camino del río vi que no iba bien, las rodillas dichosas. Pero no era cuestión de volver para casa, así que decidimos hacer una ruta suave, y como Jesús no conocía el salto de agua, para allá que nos dirigimos, esta es una ruta muy sencilla y con muy poco desnivel. Llegamos a Molins de Rei por el río, subimos por la carretera de Valvidrera hasta coger el camino de la rierada y ya para el salto de agua, en la vuelta realizamos el camino a la inversa. 






















Ha sido un recorrido muy fácil, casi sin desnivel acumulado, sobre unos 200 metros en 31 km. A un ritmo tranquilo, aunque hubiese querido, tampoco podía ir mucho más rápido.  Pues eso es lo que ha dado el fin de semana, ha estado bien, lastima de las rodillas, pero mientras pueda seguiré dándole a la bici. Y como digo siempre a portarse bien y a seguir pedaleando.saludos.

Antonio garcia.

1 comentario:

  1. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar